Blog de pensamientos, ejercicios de escritura y opiniones en más de 140 caracteres. No contiene imágenes explícitas (ver blog de imágenes), pero sí temas para ¿adultos? (18+): sexualidades, estereotipos, géneros, sexo, amor, relaciones, libertades, responsabilidades, erotismo. Si algo de esto va en contra de sus creencias, experiencias, pensamientos u opiniones personales, las de su religión, gobierno o sus padres, continúa leyendo bajo su propia responsabilidad o la suya.

Cajones

CRÍTICA SOCIAL Y AUTOREFLEXIÓN, GÉNEROS Y ANTIGÉNEROS, DERECHOS Y RESPONSABILIDADES, ELECCIONES DE VIDA, AMORES Y POLVOS, VIRGINIDADES Y EXPERIENCIAS, SENSACIONES Y SENTIMIENTOS, SATISFACCIONES E INSATISFACCIONES, ESTEREOTIPOS, ROLES, EROTISMO, TWITTERATURA, EVOLUCIONES, INVOLUCIONES Y REVOLUCIONES.

jueves

Cuando no se puede, no se puede.

La noche iba bien en el TL, transcurriendo tan sensualmente como siempre, cuando leí este comentario de @Tamara_Vargas: 

"No no no no no no no no #NoesdeDior estar con tantas ganas ¿Algún consejo @pelvica ?"

Como bien saben no tengo todas las respuestas, aunque sí infinidad de preguntas y fue así que esta inquietud fue el punto de partida para una de nuestras pelvicadas.

El ciclo vital del deseo también tiene su nacimiento, crecimiento y muerte. Aceptémoslo para disfrutar sin presiones internas. Aunque quieran hacernos creer que nunca en la vida hay que quedarse con las ganas, y si bien todos sabemos que lo ideal es coger cada vez que queremos, no siempre se consigue, no todo es color de lencería erótica (rojo, más que rosa, digamos).  Aceptar que no siempre estamos "biencogidos" y que la satisfacción sexual es algo por lo que trabajar da cierta... paz mental.

Para resolver esta duda sexo-existencial no quiero respuestas obvias como hacerlo, masturbarse, buscarse con quien, etc. ¿Qué hacer cuando hay ganas y no se puede? Por favor, de la forma más respetuosa, poética e inteligente posible... ¿Qué se puede hacer cuando se nos acumulan las ganas?

Y dijo @eSe_tipo: 

"Si se acumulan las ganas - puedes cazar mariposas - en las cumbres borrascosas - o en tus cavernas paganas..."


Y dijeron mis pélvicos: 


@kanchola @VicTHor33 @fatboyalive  @Deseos_Ocultos 
@Iriis_Pop @gdavidortiz @DulceTentacion2 @_Peich @ChikiLukyAndo @MetalKnite @eldurin @LicMajoSantosC @alfonsoaparicio @cardonamr @jogsha @golehin @Rominalancona @GabytaC @sgtscratch @NyContando @Gigabull @Leonardolox @LegionJJ @Okohhitsuji @oswa @el_agusao @IvonneAida @javobo @Ah_wow @greisy27 @paOlamusinda @madamealeja @alanrusin @SoyShoko @javiercuesta @LuisFGomezB @AnaPlata @rainboowlove @Jose_A_Carmona @Ivonennovi7 @YoSoy_Jorge 

Cuando tienes ganas pero no se puede...  

... agua, ajo y resina.

... usas tu imaginación.

... hay que enrollarse entre las sábanas y contar ovejas.

... o intentar compensarlo con delicias culinarias, un buen vino tinto y música que te haga volar.

... cuentas las estrellas que te separan de aquel a quien se las dedicarías.

... te das un baño con agua helada.

... vas al metro a dar tallones hasta que se te bajan.

 ... jugar videojuegos lo resuelve. 

 ... podrías intentar resolver ecuaciones algebráicas de forma mental.

... le dices a tus ganas que si se portan bien un ratito, les tocará premio mas tarde. 

... salir a caminar puede funcionar.

... ponerte a tocar con pasión la guitarra o el instrumento que tocas menos seguido que tu cuerpo.

 ... ten orgasmos con la imaginación, sueña ridículo pero existe y se puede.

... no hay nada mejor que el sexo virtual en esos casos.

 ... jugar una buena partida de ajedrez puedes sacarte de la mente esas otras estrategias sexuales.

... mejor vayan a dormir a la cama de su abuela.

... perdonas hasta a es@ persona que te rompió el corazón, pero que te hacia temblar en la cama.

 ... escribes sobre ello. 

... puedes visitar al vecino o ir a un bar para buscar con quien.

... puedes quitarte las ganas pensando en @MarianoRajoy.

... hay que irse a dormir temprano.

... sacas el album de fotos y te pones a ver todas aquellas fotos que te tomaron desnuda.

... sales a pescar y tienes más suerte ensartando peces que la que tienes embocando personas.

... pisteas hasta quedar inconsiente.

.... correr en el jardín y tirarse a pensar puede desviarte el pensamiento a otra cosa.

 ... ver cualquier noticiero.

... sal a montar bicicleta, asi minimo podras sentir algo entre las piernas.

... te juntas con amig@s a rememorar polvos pasados, tragos mediante.

... te abrazas al deseo reprimido, suspendido, en pausa para que así cuando llegue el momento, el arrebato sea espectacular, demencial.

... inventas nuevas fantasías para cumplir en un futuro sexoso.

... si son tan fuertes y no puedes hacer nada ni dormido se puede evitar hacer algo así que duerme y ten una polución nocturna.

... ponte a ver una película cómica.

... intenta rebuscar en el arcón algún juguete que nos lleve a la niñez y nos haga olvidar que ahora sí tenemos deseo sexual.

... echas mano de... ¡lo que caiga!

 ... lees la biblia.

... comes chocolate.

... estudias y se te olvida.

... tal vez podría solucionarlo una sesión de hipnosis que nos lleve de regreso a épocas en las que sí cogíamos.

... leer declaraciones de aspirantes presidenciales de México da un bajón inmediato.

... hay que tomarse una bebida fria.

 .... ejercicio, muuuucho ejercicio.

... o te untas miel y le llamas a tu perro.

.... imaginas a alguien muy feo encuerado.

... te pones a escribir un buen poema erótico lleno de deseos frustrados.

... podrías contar mentalmente todas las personas que conoces que siempre tienen ganas y nunca pueden.

... devoras una paleta de dulce y piensa que estas dando un rico oral.

... twittea y se te pasa, pero

... se duerme con la almohada entre las piernas. 

... lees los tweets de @pelvica y dejas correr la imaginación.

Bueno, mis pélvicos, ya dimos con unas cuantas soluciones temporales al asunto este de la abstinencia sexual. Y muchas muy originales. Cerrando la noche, que resultó ser muy interesante, gracias a la inspiración @Tamara_Vargas y al intercambio con todos los pélvicos.


Me encanta que, nosotros que siempre hablamos de sexo, nos hayamos animado esta noche a hablar de... no tenerlo. Je, je. Creo que ya podemos decir... ¿¡aunque no la pusimos, igual nos divertimos!?


¿Y cuáĺ es tu receta para pasar ese momento en que quieres pero no puedes? ¿Sabes llevar con altura la abstinencia sexual o descargas tu malcogimiento sobre el mundo?