Blog de pensamientos, ejercicios de escritura y opiniones en más de 140 caracteres. No contiene imágenes explícitas (ver blog de imágenes), pero sí temas para ¿adultos? (18+): sexualidades, estereotipos, géneros, sexo, amor, relaciones, libertades, responsabilidades, erotismo. Si algo de esto va en contra de sus creencias, experiencias, pensamientos u opiniones personales, las de su religión, gobierno o sus padres, continúa leyendo bajo su propia responsabilidad o la suya.

Cajones

CRÍTICA SOCIAL Y AUTOREFLEXIÓN, GÉNEROS Y ANTIGÉNEROS, DERECHOS Y RESPONSABILIDADES, ELECCIONES DE VIDA, AMORES Y POLVOS, VIRGINIDADES Y EXPERIENCIAS, SENSACIONES Y SENTIMIENTOS, SATISFACCIONES E INSATISFACCIONES, ESTEREOTIPOS, ROLES, EROTISMO, TWITTERATURA, EVOLUCIONES, INVOLUCIONES Y REVOLUCIONES.

domingo

Ni un día

Los días y cómo los vivimos se pueden ver afectados por el clima (natural o social, regional o global), nuestros objetivos y expectativas, nuestras deudas (mortales y existenciales) y pendientes, nuestro entorno casi tanto como nuestro interior, la causalidad, la casualidad, la simultaneidad y la elección (que a veces parece simplemente planificación).

Los días pasan, y si lo hacen sin disfrutarse, es en parte, como si nunca hubieran pasado. Por eso algunas personas logran acumular días, meses y años vacíos, mientras que otros que apenas llevan acumulados un par de días, meses y años, los vieron pasar tan llenos, que pareciera que hubieran vivido muchos más. 

Los días pasan, aunque muchos de nosotros estamos más preocupados en cómo pasar las noches,  que no pase un día…

sin una erección o una mojadura.

sin cruzar una mirada mamihlapinatapei con alguien.

sin crear, cumplir, mejorar o descartar una fantasía sexual (o no sexual). 

sin doblar en una esquina en la que nunca habías doblado.

sin encontrarnos una virtud, un defecto y algún aspecto a mejorar.

sin mirar el cielo, escuchar al viento, tropezarse con una estrella o tomar luz de luna.

sin rechazar un piropo, una propuesta o un intento de seducción.

sin jugar con algún pensamiento solitario.

sin reírse de uno mismo o compartir alguna ironía o chiste con los demás.

sin pisar la misma piedra de forma consciente, esperando esta vez no tropezar.

sin beber algo que nos golpee, comer algo que nos engorde y excitarnos con algo que no nos embarace.

sin trabajar por aquello que queremos y descansar del cansancio específico y no del general.

sin besar, ser besado o abrazar o ser abrazado. 

sin pensar en la persona amada o en la necesariedad del amor.

sin recibir críticas o comentarios por haber dejado a otros pensando en uno.

sin abrir, aunque sea un poquito, mente y piernas.      

Los días pasan, y si lo hacen sin sexo ni gloria (por sin pene ni gloria), los días pesan.

¿Sin qué no pueden pasar tus días?